Skip to Content

Tips Maizena® para los tamales del Día de la Candelaria

Tips Maizena® para los tamales del Día de la Candelaria
159

¡Se acerca el Día de la Candelaria! Quienes descubrieron al niño en la rosca de Reyes se están preparando ya para invitar los tamales y quienes siguen la tradición, vestirán al niño Dios y lo llevarán a la iglesia para que sea bendecido. Todo muy bonito, pero ¿conoces el origen del Día de la Candelaria y la razón por la que en México comemos tamales ese día?

Origen del Día de la Candelaria

Según la tradición católica, el 2 de febrero, exactamente 40 días después de Navidad y del nacimiento de Jesús, la Virgen María acudió a la iglesia para “ser purificada” después del parto y de su cuarentena y para agradecer el nacimiento del niño Dios. Ese día, la Virgen llevó candelas a la iglesia para que fueran bendecidas, como símbolo de la luz que traería su hijo a la Tierra. De ahí deriva palabra “candelaria”. Sin embargo, este festejo, que llegó a México en la época del Virreinato, se mezcló con una tradición azteca (previa a la Conquista): celebrar la temporada de siembra, que iniciaba el mismo 2 de febrero, comiendo tamales.

La unión de ambas costumbres y creencias dio como resultado la celebración que hoy conocemos: con un banquete de deliciosos tamalitos hechos en casa, acompañados con atoles, chocolates o café.

Tamales en México para el Día de la Candelaria

En México hay muchísimos tipos de tamales. Las recetas varían en cada región del país; y podemos encontrar tamales de varios tamaños, formas, rellenos y sabores; aunque los más tradicionales y conocidos son los tamales rellenos de pollo con salsa verde y envueltos en hoja de maíz, los tamales de dulce y los tamales oaxaqueños, casi siempre rellenos de mole y envueltos en hoja de plátano.

Hacer tamales en casa es super fácil. No necesitas tener ninguna herramienta principal, sólo necesitas tiempo y ganas. En Maizena® queremos animarte a que prepares tus tamales para el Día de la Candelaria, así que te compartimos unos tips para que te salgan deliciosos y los compartas con tu familia o amigxs.

Qué necesitas:

  • Una olla profunda.
  • Una rejilla (que quepa dentro de la olla para que así los tamales se puedan cocer a baño María).

Aquí tienes la receta base.

Tips para preparar los mejores tamales:

  1. La masa es lo más importante. Para que tus tamales queden un poquito esponjosos pero con buena textura, necesitas revisar tu masa. Esta debe estar en un punto medio, ni demasiado firme ni demasiado suave; pues si la masa está muy compacta, los tamales saldrán duros. Si necesitas suavizar la masa, añade un poquito de caldo de pollo.
  2. Para darle mejor consistencia y un toque más esponjoso a los tamales, usa Fécula de Maíz Maizena® en tu masa.
  3. Antes de usarlas, lava las hojas en las que envolverás tus tamales bajo el chorro de agua. Luego remójalas durante unos minutos. Esto ayudará a que se suavicen y no se rompan a la hora de formar los tamales.
  4. Cuida la cantidad de salsa que le pones a tu tamal; si le pones demasiada, es muy problable que se salga del tamal y de la hoja, a la hora de la cocción. Si quieres, puedes conservar un poco de salsa para bañar los tamales a la hora de servir.
  5. Además de carne de puerco y pollo, puedes añadir otros ingredientes en el relleno, como verdolagas, champiñones, quesos, nopales, hojas de acelga, rajas de chile poblano, etc.
  6. Cuando acomodes los tamales dentro de la olla de cocción, no los pongas tan apretados, necesitas dejarles espacio para que logren esponjarse. Debes colocarlo parados, con la parte doblada de la hoja hacia abajo (esto evitará que se salga el relleno).
  7. Una vez que pongas los tamales a cocer en la olla, no vuelvas a abrir la olla. Esto es porque, al abrir la olla, modificas la temperatura y eso podría ocasionar que la cocción de los tamales no sea pareja.
  8. Sabrás que tu tamal ya está cocido en su punto cuando la masa ya no sea blanca (como cuando estaba cruda)
  9. Una vez cocidos, déjalos reposar unos minutos antes de servirlos. Recuerda que el vapor que desprenden cuando recién salen de la olla puede darte la sensación de que están aguados.

¡Ahora sí! Todo listo para cocinar tamales para el Día de la Candelaria. Acá te dejamos unas recetas para que te inspires.

Tamales verdes

Para que la salsa quede a la perfección y no tan ácida, vigila la cocción de los tomates verdes y no permitas que se revienten.

Tamal verde con nopales y verdolagas

Perfectos para quienes no quieren carne. Si harás tamales oaxaqueños, recuerda que puedes asar un poquito las hojas de plátano para que estén más suaves a la hora de formar los tamales.

Tamales de rajas con queso

El truco para que queden en la textura perfecta es agregar Fécula de Maíz Maizena® a la masa.

Tamales de pollo al pasilla

Recuerda que, si necesitas espesar la salsa, puedes utilizar Fécula de Maíz Maizena®.

Tamal de hongos y requesón al epazote

¡Este tamalito es una delicia en aromas!

Tamales de chocolate y nuez

Para darle un extra de sabor, agrega Fécula de Maíz Maizena® Sabor Chocolate a la masa.

Tamales de dulce

La magia de este tamal la hace el anís estrella.

Tamal de piña con coco

Hazlo aún más delicioso agregando Fécula de Maíz Maizena® Sabor Coco y trocitos de piña fresca.

Atoles de Maizena®

Obvio no puede faltar una rica taza de atole calientito junto a tus tamales. Consiéntete y consiente a tu familia con estos sabores: fresa, vainilla, chocolate, nuez, coco, cajeta, guayaba y arroz con leche. Acá encuentras algunas recetas.

Próximo artículo

Postres mexicanos fáciles e irresistibles

Postres mexicanos fáciles e irresistibles

Prueba nuestro Planificador de Menús

Compártenos qué es lo que más te gusta y disfruta de un plan semanal de recetas que se acomoden a tus necesidades.

Nuevo rinde más de Knorr

Nuevo rinde más de Knorr

Más rendimiento, más sabor, más ahorro.